Domingo 2 de Mayo del 2021

Sin mi nada pueden hacer

Por nuestro Bautismo fuimos injertados en Jesús, en su Vida, Pasión, Muerte y Resurrección. Pero seguimos siendo libres, y esta libertad Dios nos la concede para que podamos corresponder al gran amor que nos tiene.

Primera Lectura

Después de la conversión en el camino de Damasco, san Pablo se presentó a los apóstoles para que su misión fuera auténtica en el seno de la Iglesia.

Salmo

Cumpliré mis votos delante de sus fieles. Los desvalidos comerán hasta saciarse, alabarán al Señor los que lo buscan. ¡Viva su corazón por siempre!

Segunda Lectura

San Juan nos habla después de la esencia de esta misión de apostolado, cifrada en la intimidad con Jesús: "que creamos en la persona de Jesucristo... y nos amemos los unos a los otros, conforme al precepto que nos dio."

Evangelio

Luego el mismo san Juan nos relata la parábola de la viña, en la que Jesús dice: "Yo soy la vid, ustedes los sarmientos," para indicarnos que vivimos de su vida.